Capitales de Provincia y Ciudades Autónomas – Burgos – 4 reales

Precio:

36,30

Disponibilidad: 2 disponibles

Emisión de 52 Monedas de Colección, dedicada a las Capitales de Provincia y Ciudades Autónomas.

  • ANVERSO. Se reproduce el escudo y nombre de Burgos.
  • REVERSO. Se reproduce la Catedral de Burgos junto con la reproducción de la estatua ecuestre de El Cid Campeador.

Características técnicas:

  • Serie: CAPITALES DE PROVINCIA
  • Métrica: 4 REALES
  • Año Emisión: 2011
  • Calidad: PROOF
  • Diámetro (mm): 33
  • Valor Facial (Euro): 5
  • Pureza (‰): 925
  • Metal: PLATA
  • Peso (g): 13.5
  • Tirada (unds.): 15.000

La ciudad de Burgos, antigua capital del reino de Castilla, cruce de caminos y paso obligado para millones de peregrinos hacia Santiago, posee un rico patrimonio artístico que los siglos han ido dejando en ella. Una muestra de ello es la Catedral, joya del arte gótico, declarada Patrimonio Mundial por la UNESCO en el año 1984. En su interior reposan los restos del Cid y de su esposa Jimena. La memoria del héroe burgalés, hoy mito literario universal, se recuerda también en la estatua ecuestre que se levanta en la Plaza del Cid.

Catedral de Burgos

Fue la primera catedral gótica de la Península. No es la primera catedral que se levantó allí. Anteriormente hubo una catedral románica, edificada entre 1080 y 1095, en el espacio que ocupó el palacio de los Reyes de Castilla, donado por el Rey Alfonso VI al obispo, D. Jimeno. En ella se celebró la boda del Rey de Castilla, Fernando III, el Santo, con Beatriz de Suavia, hija del Emperador europeo Federico II de Suavia. Burgos era una ciudad regia, moderna y en constante expansión hacia  Europa a través de las alianzas políticas y del Camino de Santiago. Por ello se necesitaba una nueva Catedral, acorde con el rango e importancia de la ciudad, que era la capital del Reino Castellano-Leonés.

El Rey Fernando y el Obispo D. Mauricio deciden levantar una catedral según el nuevo estilo, el gótico, que se extendía ya por Europa. Colocan la primera piedra el día 20 de Julio de 1221. El obispo había estudiado en París y conocía las grandes catedrales francesas, alguna de ellas ya concluida. Con arquitectos y maestros franceses, traídos a Burgos por el obispo D. Mauricio, se inicia la primera construcción, que sigue el modelo de Notre Damme, de Reims, de Amiens…, logrando para Castilla y León la primera catedral gótica de la Península, que serviría de modelo a las siguientes construcciones del Reino Castellano-Leonés.

El Cid Campeador

Rodrigo Díaz de Vivar, más conocido como el Cid Campeador, fue un líder militar castellano que llegó a dominar al frente de su propia mesnada el Levante de la Península Ibérica a finales del s. XI como señorío de forma autónoma respecto de la autoridad de rey alguno. Conquistó Valencia y estableció allí su señorío independiente desde el 17 de junio de 1094 hasta su muerte; su esposa, Jimena Díaz, lo heredó y mantuvó hasta 1102, cuando pasó de nuevo a dominio musulmán.

Pese a su leyenda posterior como héroe nacional español o cruzado en favor de la Reconquista, a lo largo de su vida se puso a las órdenes de diferentes caudillos, tanto cristianos como musulmanes, lucnado realmente como su propio amo y por su propio beneficio, por lo que el retrato que de él hacen algunos autores es similar al de un mercenario, un soldado profesional, que presta sus servicios a cambio de una paga.

Se trata de una figura histórica y legendaria de la Reconquista, cuya vida inspiró el más importante cantar de gesta de la literatura española, el Cantar del mío Cid. Ha pasado a la posteridad como “el Campeador” (experto en batallas campales) o “el Cid” (del árabe dialectal, “señor”).

Otras monedas de la Serie Capitales de Provincia y Ciudades Autónomas

Peso0,0135 kg

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Solo los usuarios registrados que hayan comprado este producto pueden hacer una valoración.

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacío